Jorge Masvidal, el nuevo rey de la jungla

En un cambio radical de historia, el 16 de marzo de 2019, Jorge Masvidal se enfrentaba a la sensación británica Darren Till. La pelea estuvo seguida muy de cerca por Ben Askren, uno de los peleadores más populares del momento, el cual perseguía un enfrentamiento con Till. Fue esa noche cuando nació “Street Jesus”.

En el segundo asalto, y tras realizar la que hasta entonces fue la mejor actuación de su carrera, noqueó al nativo de Liverpool en dos asaltos con una brutal combinación de tres golpes, que horas después repetiría en backstage al toparse con el también inglés Leon Edwards.

Dos días más tarde, en una entrevista para ESPN, explicaría el por qué de sus acciones en backstage, dejando para el recuerdo una frase imborrable:  “I gave him a 3 piece with a soda and I glided out of here” (Le di 3 zancos de pollo y un refresco y me piré de ahí). De un día para otro, Masvidal se convirtió en viral.

Y es que ese solo fue el comienzo del salto al estrellato de Jorge Masvidal. Cuatro meses después, el 6 de julio, en uno de los enfrentamientos más anticipados del año, Masvidal batió el récord del KO más rápido de la historia de UFC tras noquear a Ben Askren con un brutal rodillazo volador con el que abrió y cerró la pelea.

Masvidal estaba en racha, eso estaba claro. Pero no solo estaba en racha dentro del octógono, si no también delante de los micros, dejando esta vez para el recuerdo un comentario acerca de los golpes que le propinó a su contrincante una vez éste cayó desplomado sobre la lona: They were super necessary (Fueron supernecesarios).

Desde entonces, a Masvidal no le han parado de llover las novias. Cuando se había acostumbrado a que rechazasen peleas con él, de repente, todos aquellos que lo rechazaron como contrincante, se encontraban suplicándole una oportunidad de hacer dinero a costa de su imagen. Ahora “Gamebred” ya no pelearía con cualquiera…

El 17 de agosto, el nativo de Stockton (California), Nate Diaz, hizo su regreso triunfal tras dominar durante tres asaltos a Anthony Pettis. En la entrevista post-pelea, cuando todo el mundo esperaba que hiciera un llamamiento hacia una tercera pelea ante Conor McGregor, Nate, omitió completamente al irlandés, poniendo sus miras hacia Masvidal. Y, a su vez, de la nada, creó el campeonato BMF (Baddest Motherfucker).

El 2 de noviembre, Jorge Masvidal y Nate Diaz se enfrentaron en la pelea más anticipada del año, encabezando la velada del UFC 244. En una auténtica guerra, Masvidal fue declarado ganador después de que el médico de la comisión atlética determinara que el corte que éste le había producido a Nate Diaz era lo suficientemente peligroso como para detener el encuentro. Tras la pelea, y quedando claro ya su estatus como estrella mediática, recibió el cinturón BMF de manos de Dwayne “The Rock” Johnson.

Un comentario sobre «Jorge Masvidal, el nuevo rey de la jungla»

  1. Grandísimo artículo de un gran amigo.
    Muy correcto por la perspectiva neutral que muestra.

    En este deporte cada vez perdemos más el prisma analítico por corporativismos absurdos.

    Creo que Gambred ha visto el gran negocio que amasará Cowboy Cerrone con su bolsa económica, y quiere su parte del pastel vs Conor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies